La historia del desarrollo de las ciencias muestra una estrecha relación entre la Física y las Matemáticas. La primera inició su consolidación al utilizar el lenguaje de las matemáticas para establecer relaciones entre componentes de la realidad que daban cuenta de relaciones causales en algunos fenómenos naturales. Dichos componentes y propiedades de la realidad son abstracciones recuperadas en el contexto de la resolución de ciertos problemas. Como una estrategia de solución eficaz del problema, se recurre a modelar el fenómeno en el mundo matemático, se resuelve en ese mundo con sus reglas específicas, y se regresa al problema real para interpretar y evaluar el resultado, y eventualmente, hacer más detallada la modelización matemática, más robusto el saber, con nuevos objetos y relaciones matemáticas que den cuenta de problemas cada vez más complejos.